Olivenza: Visitas guiadas

MUSEO ETNOGRÁFICO EXTREMEÑO “GONZÁLEZ SANTANA”

MUSEO ETNOGRÁFICO EXTREMEÑO “GONZÁLEZ SANTANA”

El Museo etnográfico extremeño González Santana es uno de los mejores en su género, teniendo el mérito de haber sabido superar al pequeño museo etnográfico donde las piezas aparecían fuera de contexto, constituyendo conjuntos completos.

El Museo Etnográfico Extremeño de Olivenza, surgió en 1980 a raíz de una pequeña exposición etnográfica celebrada con motivo de la IV Semana de Extremadura en la Escuela. El éxito y la participación conseguidos plantearon la necesidad de creación de un museo permanente.En 1982 se abrió por primera vez al público, rehabilitándose parcialmente las dependencias de la antigua cárcel comarcal situada en el recinto del Castillo. En 1983 el Ayuntamiento de Olivenza crea un Patronato y elabora sus primeros estatutos, aprobados definitivamente por la Junta de Extremadura en 1985. En 1988 comienzan las obras del edificio de la Panadería del Rey y el 12 de julio de 1991 es inaugurado por el Presidente de la Junta de Extremadura D. Juan Carlos Rodríguez Ibarra.Desde el 9 de abril de 1997 el Museo es tutelado por un Consorcio integrado por la Consejería de Cultura de la Junta de Extremadura, Ayuntamiento de Olivenza, Diputación de Badajoz y Caja Badajoz. El museo se halla ubicado en un espacio de gran interés histórico-artístico: el Alcázar del Castillo y la Panadería del Rey. En su interior encontramos una colección de utensilios culinarios, herramientas de labranza y de trabajos artesanos, mobiliario, cerámica y multitud de otros objetos que nos permiten hacer un curioso e interesante recorrido por la memoria de la cultura rural tradicional extremeña. También podemos admirar restos arqueológicos, en los que la comarca es muy rica, y arte sacro.El visitante no debe perder la oportunidad de recorrer sus salas, que se convierten en un libro abierto para que los mayores recuerden el entorno de su infancia y, como en un juego de asombros y recuerdos, lo transmitan a los más pequeños.

Leer más

Iglesia Santa María Magdalena

Iglesia Santa María Magdalena

Este templo, construido en el gótico tardío denominado manuelino, tuvo el impulso del rey D. Manuel y del obispo de Ceuta, Fray Enrique de Coimbra, que fijó en él su cátedra. Sus columnas torsas hacen de él un buen ejemplar del tiempo de los descubrimientos.

Esta iglesia de la primera mitad del siglo XVI fue mandada construir para servir como digno templo del lugar de residencia de los obispos de Ceuta. A partir de 1512 los obispos de Ceuta residieron en Olivenza, siendo el primero Fray Enrique de Coimbra, confesor del rey D. Manuel y primero que celebró misa en Brasil. Falleció el 24 de septiembre de 1532 en Olivenza y fue sepultado en este templo. Sus restos descansan en un sencillo túmulo de mármol, en la capilla mayor del lado del Evangelio. Para la construcción de la iglesia se lanzó un nuevo impuesto llamado Renta de la Imposición, que gravaba la venta de pescado, carne y aceite. Fue construida en estilo manuelino, que parte de un gótico tardío y se singulariza por su carácter decorativo y naturalista, donde no faltan elementos marineros. En su exterior destacan falsas almenas, pináculos, gárgolas, puertas laterales y la puerta principal, con una portada añadida en mármol y estilo plateresco, atribuida a Nicolás de Chanterenne. Este artista de origen francés realizó en Portugal otros importantes trabajos como la puerta del monasterio de los Jerónimos de Lisboa o un retablo de mármol en el Palacio da Pena de Sintra, aparte de otros trabajos en el Alentejo. La estructura de dicha portada se desarrolla en torno al vano de entrada, con arco de medio punto. A ambos lados, en la parte inferior, sobresalen cuatro paralelepípedos en estructura abocinada. En los dos interiores se apoyan dos pares de columnillas de fuste liso Lo que más sobrecoge al visitante es su vasto interior, a un tiempo robusto y sensual, dividido en tres naves por ocho formidables columnas torsas que parecen evocar los calabrotes de un navío. Todo ello conforma un espacio mágico donde el espíritu se siente envuelto por un movimiento que es también reposo. Presenta asimismo seis retablos de talla dorada del siglo XVIII, tres retablos neoclásicos en mármol de colores y azulejería historiada en siete capillas.En el año 2012 recibió el premio al Mejor Rincón de España de la Guía turística Repsol y está distinguida por el sistema de calidad turística en destinos SICTED.

Leer más

Compartir

Google Play QR

Google Play QR

App Store QR

App Store QR